El sábado 25 de septiembre Roy Jones se enfrentaba a Glengoffe Johnson por el mundial semipesado según la FlB. Esta pelea era una prueba para poder discernir el estado de Jones que en su último combate ante Antonio Tarver, una revancha merecida cayó espectacularmente derrotado por K.O, ante la sorpresa del mundo entero.


Izquierda de Johnson despues de la derecha del KO. Roy Jones ya iba cayendo.

El caso fue que vimos a un Jones desdibujado y preocupantemente lento y salvo honrosas excepciones, sin ideas, detalle que ya avisara su preparador en una entrevista dada días antes del combate. Jones fue prácticamente toda la pelea dominado por el campeón y salvo ocasiones conectó combinaciones rápidas aunque muy intermitentes, Johnson de (41-9-2, con 28 nocáuts) siguió trabajando y en el 9º una durísima derecha envió a Roy a la lona no pudiendo superar la cuenta de 10 al minuto 0:48 de dicho round. La realidad es  que los tres jueces tenían ganando a Johnson (77-75, 77-75, 78-74) cuando se produjo el KO.


Roy Jones muy dañado, ante Tarver fue una sopresa pero cada vez lo es menos verle en la lona.

Roy Jones jr, sufrió una contusión y se quedo adentro del ring por 15 minutos  teniendo que espera a que lo llevaran a un hospital local, para ser observado y descartar males mayores.

Jones cayó de espaldas, y sólo logró hacer algunos ligeros movimientos durante varios minutos, tras recibir un potente derechazo seguido de un gancho izquierdo. Los asistentes del ex campeón le colocaron hielo envuelto en una toalla bajo la cabeza, mientras el púgil permanecía tendido sobre la lona, con problemas para abrir los ojos.


Johnson un campeón que no pensó ser más que un Campeón;
 
"Escuchen, no afirmo ser el mejor. Simplemente estoy dispuesto a pelear contra quien se considere el mejor"

Finalmente logró bajar del cuadrilátero, apoyado por su equipo. Abandonó la arena en una ambulancia y fue llevado al Centro Médico Regional de Memphis. Parece así que se ha terminado el tiempo de Roy Jones. Estamos hablando que hace poco más de un año le proclamábamos el mejor libra X Libra del mundo, imbatido e imbatible en su categoría un boxeador que hizo mucho en su carrera, campeón del medio, semipesado y pesado, e inalcanzable durante muchos años le vienen en cascada las derrotas señal inequívoca de que un cambio fisiológico decide sus condiciones físicas y rendimiento deportivo, o al menos ese es mi parecer. Si me equivoco que no me importaría; tendré que tragarme mis palabras y si así es que sea mientras él se enfrenta a Hopkins o ante un Tarver que ya no tiene nada que demostrar a nadie, aunque todo esto esta muy lejos y quizá ya no tenga sentido.


Tarver-Jones II


Jones-Glengoffe Johnson

El globo se pinchó en mayo; y sigue perdiendo aire.

Por Manuel Lino a 26 de Septiembre de 2004.